Archivo de la etiqueta: Brad Pitt

Crisis en el firmamento.

La Bella y la Bestia en tiempos felices.

Todo empezó con la quiebra de Lehman Brothers Holdings Inc. Después, efecto mariposa: la caída del Euro, cinco millones de parados en España, recortes sociales y la separación de Ashton Kutcher y Demi Moore. Y es que esta crisis es devastadora: nos afecta a todos. Unos la sufren en el bolsillo, otros en el corazón. El hecho es que, en cualquiera de sus modalidades, todos la padecemos.
Esta semana, el universo femenino –el de Cosmo y Manolos– ha entrado en barrena con la publicación de la separación de Heidi Klum y Seal. La top model y el cantante han puesto fin a siete años de aparente matrimonio ejemplar, un montón de embarazos bien llevados, mucha afición por los disfraces y constantes renovaciones de votos nupciales. A juzgar por el tono de desolación de los tuits de sus fans, existen, en pleno siglo XXI, miles de devotas del “hasta que la muerte nos separe”, ignorantes, aún, de que los príncipes azules no existen (¡díganselo a nuestras borbonas Infantas!).
El comunicado de Heidi y Seal coincide con los primeros efectos de la separación de Ashton y Demi, cuyo drama no ha hecho más que empezar. La escultural actriz, que encandiló a millones de adolescentes años atrás esculpiendo figuritas de barro al son de unchained melody, acaba ser hospitalizada por una descomunal ingesta de pastillas (se supone que accidental). Otro cese temporal de la convivencia que está al caer es el de Jonnhy Depp y Vanesa Paradis y, quien sabe, si, definitivamente, el de los Brangelinos. Se augura un 2012 lleno de shocks. Esperemos que el matrimonio Beckham, siempre tan mimetizado y unilateral, no se contagie de esta “crisis de las estrellas”.

Deja un comentario

Archivado bajo actualidad, celebrities

Un país de mirones.

A Julio Cortázar también le gustaba mirar.

Mucho se ha dicho sobre los blogs, su influencia en la opinión pública, su fuerza mediática y bla bla bla.  De hecho, se ha dicho tanto, que algunos bloggers ya se creen más célebres que las propias celebrities. Sus diarios de a bordo son escaparates donde nos cuentan cómo visten, qué leen, dónde comen o qué opinan. Lo interesante, no obstante, no es lo que explican ellos, sino el ADN que dejan sus seguidores en el rastreo por la red.

Las estadísticas de los backoffices ofrecen curiosas radiografías de los internautas, ¡siempre tan invisibles!… El registro de las palabras clave que los usuarios escriben en el buscador y que les conducen casi por casualidad a una u otra bitácora son un universo de conocimiento para antropólogos y cotillas.

Cada día me impacta más lo que encuentro por aquí detrás. Dejando de lado el nombre del blog y derivados, los usufructuarios llegan a esta website a través de unas cochinadas inimaginables. Las palabras “voayeur” y “exhibicionista” (que aparecían en el post del 27.01.11 sobre el comportamiento de la gente en Facebook) lideran, de largo, muuuuy de largo, la lista de las más populares. Otra muy frecuente es “Sara Carbonero” que, gracias a su mamoplastia del post Los complejos de Sara (del 1.12.10) alcanza el top of the pops. La señora Casillas genera una audiencia titánica mediante las múltiples combinaciones de “sara+carbonero+vestido+rojo+mundial”.

Los vocablos “Facebook amigos” también aportan numerosas visitas, así como los nombres “Piqué”, “Shakira” y “Guti”. Pero, de todo lo que se mueve por el backstage, mis términos de búsqueda favoritos son (cito textual):

–          “cuanto pesa sara carbonero”
–          “malena mala influencia para carles puyol”
–          “pilar rubio teniendo sexo”
–          “lidia lozano le toca las tetas a yola berrocal”
–          “tamara seisdedos tetas”
–          “brad pitt mariguanero”
–          “guapito de los controladores”
–          “el peluquero de rajoi”
–          “pelicula mujer con retraso mental cantante”
–          “señoras sin bragas y sin censura”
 
Y yo me pregunto ¿qué puñetas busca la gente en internet?

Visto lo visto, sólo se me ocurre animar a los cinco millones de parados españoles que se lancen a la industria pornográfica. Es el único sector que nunca decae. Y, si las estadísticas no me fallan, hay una alta posibilidad de que tú, que ahora me lees, hayas escrito las palabras “mundo voayeurs”, “fotos voayeurs” o “voayeurs xxx” en busca de algo mucho más entretenido de lo que has encontrado aquí. Así que, te pido disculpas por no ser lo que esperabas y te invito a seguir navegando. xxx.

Deja un comentario

Archivado bajo actualidad, comunidad 2.0

Los Bardelinos.

penelope-cruz-portada-hola

Gran “exclusiva” de ¡Hola! con fotos de archivo.

“Valoramos nuestra privacidad. Para nosotros es difícil aparecer en público aun cuando estamos acostumbrados a estar bajo mucha atención en España”, declaró hace pocas semanas un Javier Bardem pre-papá a la prensa norteamericana. Y añadió ”no somos Angelina Jolie y Brad Pitt.

En su afán por preservar esta privacidad que tanto afirman codiciar, el comportamiento de Penélope Cruz y Javier Bardem resulta cada día más ridículo. Si tanto desean ser tratados como gente corriente y pasar desapercibidos, ¿por qué no actúan como personas normales y dejan de montar penosos numeritos de pueblerinos venidos a más? ¿A qué viene este espectáculo de parir en el Cedars-Sinaí de Beberly Hills? ¿Qué es esa tontería de no revelar el sexo del bebé? ¿Y lo de contratar a un ejército de seguridad privada para la salida del hospital de Pe? ¿Sacarán al bebé vestido de fantasma como los malogrados hijos de Michael Jackson? ¿No sería más fácil hacerse la foto de rigor ante todos los medios e irse a casa tan tranquilos? ¿Y para qué demonios necesita el niño nacionalidad yanki si sus padres (y abuelos) son más castizos que la las castañuelas? Qué ganas de dar la nota… Ni siquiera los Becks se comportan con tanta vanidad.

Son ellos, sólo ellos, los que han generado este circo que les envuelve desde que iniciaran su tan hermético noviazgo. No ha habido nada “normal” en esta relación: un posado-robado en las Maldivas que confirmó su idilio en ¡Hola!; una lamentable llegada a la Gala de Los Premios Goya por separado; una boda secreta en las Bahamas (¡de lo más corriente!); ataques a la prensa española a través medios yankis; o una repentina confesión pública en el Festival de Cannes “Comparto esta alegría con mi amiga, mi compañera y mi amor, Penélope: te debo muchas cosas y te quiero mucho”. Muy cutre. Entre esto y ponerse a saltar en el sofá de Oprah no hay mucha diferencia.

No es necesario que Bardem vaya por los puestos proclamando que no son los Brangelina. Es evidente que ni por asomo se parecen. Pitt y Jolie tienen algo de lo que ellos carecen: ¡glamour!. Digamos que, entre otras cosas, hay un abismo entre el look desaliñado y marihuanero del Brad Pitt más hardcore y la guarrería cotidiana de Javier Bardem.

Lo de Penélope y Javier se acerca más al rollito estrella-hollywoodiense-que-vive-en-una-película-y-ha-perdido-todo-contacto-con-el-mundo-real. Lo suyo es, pues, más tipo Tom Cruise (ex-bf de Pe). Me pregunto cuánto tardarán los Bardelinos en hacer de su hijo la versión masculina de Suri,  tirarse al rollo de la Cienciología o si ya se habrán zampado un cacho de la placenta del bebé.

3 comentarios

Archivado bajo actualidad, celebrities, cine

Belleza y poder.

César-Cabo-Vanity-Fair

César Cabo AKA Derek Zoolander. Mirada Acero Azul.

La revista Vanity Fair, siempre tan oportuna, dedica este mes un reportaje al portavoz de los controladores aéreos, el archiconocido César Cabo. El Brad Pitt de las torres aéreas, que de la noche a la mañana se convirtió en una celebrity televisiva y trending topic de la red, aparece fotografiado a lo Derek Zoolander, con una estudiadísima mirada Acero Azul, actitud interesante (¿o es desafiante?) y rodeado de, ¡diós!, ¿qué es eso?, ¿¿pieles de animales??… En fin, un retrato muy vedette, henchido de sentencias tipo “nunca había pensado dedicarme a la política, pero viendo lo que nos rodea, no lo descarto”.

Esta artificial publicación y sus grandilocuentes declaraciones culminan la eclosión mediática de un individuo que se ha dado a conocer, no sólo por fastidiar la vida a miles de españoles bajo la falsa bandera de la lucha sindicalista, sino más bien por su agraciado físico. Desde sus primeras apariciones ante la cámara -parpadeo seductor mediante-, César Cabo despertó los suspiros del sector femenino de la población que, en lugar de condenar su injustificable conducta, le rió las gracias al esbelto adonis. En cero coma segundos, Cabo encabezaba la lista de sex symbols españoles. La red se inundó de imágenes y comentarios sobre sus guapuras y aparecieron en Facebook grupos de admiradoras tipo “César Cabo, contrólame a mi” (10.475 fans), “Señoras que quieren de yerno a César Cabo” o “No me importaría que César Cabo me provocara un retraso” (por suerte, sólo 6 miembras). Su página oficial pronto contó con 10.577 seguidores (la mayoría, mujeres).

Que las féminas perdamos el oremus por un chulazo bravucón no es novedad. Es, citando a Tamara Seisdedos, patético. Pero es aún más lamentable observar que, mientras los guapitos de cara cosechan más éxitos que la Coca Cola a pesar de joder a un país entero, las mujeres hermosas siguen teniendo grandes dificultades para hacerse un hueco en el mundo político y empresarial. En estos sectores, amiga mía, te conviene ser fea. Si tienes cara de pajarito, es posible que debas soportar comentarios humillantes como le ocurre a Leire Pajín, pero seguro que ascenderás más rápido y no tendrás que justificar constantemente tu valía. ¡Ah! Y sieres rubia, ¡tíñete! Porque en este mundillo los Kens triunfan, pero las Barbies siguen siendo tontas.

Deja un comentario

Archivado bajo actualidad, celebrities